PROFESIONISTAS. LETY CHAMBÓN – PSICÓLOGA

Soy Leticia Chambon Urquiza, lic. en psicología, certificada en blindaje emocional y terapia de juego. Tengo diplomados en terapia familiar sistémica, desarrollo neuromotor, acompañamiento emocional a niños y adolescentes, entre otros. Actualmente soy cofundadora de MERAKI – psicología, neuropsicología y lenguaje, directora del área de atención a equipo de padres desde lo emocional-conductual y cofundadora de MAPA – Orientando Familias, el primer Congreso Internacional de Inteligencia Emocional en Aguascalientes. Soy la segunda de siete hermanas, disfruto mucho de ellas, mis papás y abuelas. Mis pasatiempos favoritos son yoga, correr, pintar, estar con amigos y cocinar.

 

¿Qué tanto ha afectado el confinamiento tus actividades profesionales?

El confinamiento me ha obligado a cambiar radicalmente la manera en la que acompaño y oriento a las mamás, papás, abuelos y maestros que se encuentran con los niños y niñas. Ha sido un reto empresarial transmitir mi conocimiento a través de videos “Live” por internet, guiar en asesorías individuales online, impartir talleres online sobre temas de interés como seguimiento de instrucciones o herramientas de autorregulación para el adulto y adaptar nuestros productos a la nueva realidad en línea. Soy consciente de la necesidad de acompañamiento que actualmente presentan las familias y me he preparado para ofrecerles el servicio de calidad que se necesita.

 

¿Qué emociones te mueven alrededor de esta pandemia?

He pasado por todas las emociones. Ante lo desconocido de la situación, he sentido lo esperado, miedo, desesperación y tristeza pues nuestro cerebro necesita encontrar patrones para pasar de un estado de alerta al de seguridad. Actualmente siento que estoy en uno de mis mejores momentos pues he encontrado momentos de seguridad y conexión con mi familia, amigos y pacientes, a la distancia.

 

¿Desde tu profesión que has aportado a la sociedad durante el confinamiento?

Durante el confinamiento, he aportado seguridad a papás, mamás, maestros y abuelos en su quehacer, guía para poder llevar a cabo la situación y herramientas para lograr seguridad y conexión. He sido testigo de momentos de felicidad y goce en los niños, gracias a las estrategias aplicadas de la mano de los adultos.

 

¿Qué aprendizaje te queda de haber vivido esta experiencia?

He aprendido la necesidad de encontrar aquello que me da seguridad, identificar lo que es bueno para mi en la comida, ejercicio, espiritualidad y salud. Ahora sé lo que me gusta y funciona en una rutina, valoro la oportunidad de darle tiempo a todo y dejar de vivir con prisas. He reafirmado la importancia de tener buenas relaciones familiares y con amistades, son mi sostén para poder pensar en voz alta, regularme tras la frustración y llevar a cabo los sueños y proyectos. Confirmé mi vocación como psicóloga, me llena el alma y lo disfruto demasiado.

 

“Para sacar la mejor versión de nosotros, necesitamos sentirnos seguros y conectados” Laura Angulo.

 

Fotógrafa: Rox de Luna

 

A %d blogueros les gusta esto: