MARIANA & LUISA KHALIL : LA ADVERSIDAD COMO REGALO

MARIANA & LUISA KHALIL : LA ADVERSIDAD COMO REGALO

LUISA KHALIL

Me gusta decir que soy una acompañante de procesos de vida, acompaño a mis pacientes en sesiones, a mamás y mujeres en mis talleres y a quienes me escuchan en mis conferencias. Soy mamá de dos hijos y soy una mujer común como tú que me lees. Me define mi amor por la vida y mi apertura por el trabajo personal, soy una mujer que le gusta nadar en sus propias profundidades para conocerse a raíz. Me gusta lo que me hace bien, mi familia, mis sueños, leer, mis proyectos, mi tiempo a solas y los viajes. ¡Me apasiona la vida!

“Lo que hago hoy es más importante que lo que hice ayer”

MARIANA KHALIL

Soy una persona muy dedicada cuando algo me apasiona meto toda mi energía . Me considero una persona disciplinada y muy trabajadora en lo que quiero. También soy una persona transparente; es muy fácil saber cuando algo me molesta o agrada y suelo ser muy empática con la gente que conozco. Además del deporte me encanta cocinar y sobre todo comer. Me encanta ir de viaje y aprender sobre otras culturas e idiomas. Mi pasión siempre ha sido el deporte sin importar cuál, creo que siempre me ha encantado ver todo lo que mi cuerpo es capaz de hacer, desde levantar mucho peso hasta bailar o subir una montaña.

“Hacer lo mejor que puedo con lo que tengo”

Mariana:

Cuéntanos sobre el suceso que les cambió la vida:

Hubo una fuga de gas en mi casa que terminó en una explosión por el gas acumulado. Las estufas de antes tenían un piloto prendido, las de ahora son eléctricas, ese piloto prendido, el oxígeno de abrir la puerta y el gas generaron la explosión. En este accidente salimos afectadas mi mamá, mi hermana y yo. Todas con más del 50% del cuerpo con quemaduras de tercer grado, mi hermana el 90% de su cuerpo. Estuvimos peleando entre la vida y la muerte los primeros meses, después estuvimos en coma y por último llevamos una recuperación de operaciones y terapia física que duró alrededor de 10 años.

¿Son originarias de Chihuahua; cómo es que deciden vivir en Aguascalientes?

Mi hermana había sido invitada a estudiar a la Universidad Panamericana por un profesor y yo venía regresando de mi intercambio en China. Mi hermana estaba muy contenta con el lado humanista que tenía la universidad; Aguascalientes es una ciudad muy céntrica y bonita. Decidí iniciar la carrera aquí con la intención que si no me gustaba me cambiaría, pero terminé enamorada de la ciudad, del nuevo deporte que había encontrado y aquí fue donde comencé mi negocio al lado de mi esposo.

¿Quiénes han sido piezas clave en todo el proceso que te ha tocado vivir?

Definitivamente mi familia, ellos siempre han estado buscando lo mejor para nuestra recuperación, mis padres han estado en cada logro desde mis primeros pasos después del accidente hasta en mis competencias internacionales como atleta.

Y si pudiera añadir unas segundas piezas claves serían mis maestras del jazz y coaches de crossfit, ellos me ayudaron romper mis límites y nunca me trataron diferente a otros atletas, lo cual me hizo creer que todo era posible. Ahora en esta etapa de mi vida sin duda es mi esposo quien me ha apoyado en todo lo que quiero lograr.

Actualmente estuviste en un reality show, platícanos tu experiencia:

Fue una experiencia muy reveladora, tuve la oportunidad de contar mi historia como sobreviviente de quemaduras a lado de mi carrera como atleta. Exponerme y abrirme de esa manera me hizo darme cuenta que mucha gente se puede ver reflejada en mi en los malos y buenos ratos que he pasado y que mi experiencia puede ayudar a mucha gente que quiere ser deportista o que está pasando por alguna adversidad en la vida.

Luisa:

¿Cómo ha sido el proceso de amar tus cicatrices?

Ha sido un proceso revelador y de mucho tiempo y trabajo, para mi amar tus cicatrices no es un lugar al que se llega si no un camino que se recorre.

Creo que el proceso de amar nuestras cicatrices es un proceso que vivimos todos los seres humanos aún cuando no nos damos cuenta, amar lo que nos pasó, hacer las pases con esas cicatrices que no se ven pero que si dejaron huella (la muerte de un ser querido, el rompimiento con una pareja, lo que pasó en la infancia, etc). Y cuando podemos empezar a amar lo qué pasó tal cual fue, la magia comienza a suceder, los seres humanos peleamos mucho con cosas que no podemos cambiar.

¿Cómo es su relación como hermanas?

Yo diría que privilegiada, no todo mundo tiene la dicha de que algo tan profundo que pudo significar tanto dolor y trauma ahora sea fuerza y unión en nuestra relación.

Mariana y yo somos muy diferentes en tantas cosas y muy similares en otras, creo que de ahí viene nuestra gran complicidad. Siempre hemos sido hermanas muy cercanas creo que las dos sabemos qué hay demasiadas cosas que nadie entendería más que nosotras mismas.

¿Cómo inicias a dar conferencias?

Empecé este proceso a los 17 años, cuando di mi primera conferencia sabía que haría eso durante toda mi vida, poner mi historia al servicio me ha ayudado de muchas maneras, la principal es a mirar mi historia diferente, el hecho es el mismo, mi casa explotó pero mi manera de mirarlo es distinto. Hoy puedo ver todo lo que esa adversidad también nos regaló.

¿Qué mensaje le darías a nuestros lectores?

Lo que me ha ayudado a mi, “aprender a amar la vida como es”, con lo bueno y con lo malo que habita en ella, cuánto más confío en la vida y en su sabiduría más la disfruto.

 

Fotografía: Jorge De Luna

Maquillaje: Ana Gaby Castañeda 

A %d blogueros les gusta esto: